Recobrando la Figura

luzmichelle Escribió en : Jun 25, 2013

Kegels para recuperar la figura luego del parto

0 aportaciones 5 visitas
Tras el parto: los kegels

El parto natural requiere la participación y el esfuerzo de toda la musculatura del suelo pélvico A menudo este esfuerzo se traduce en una debilitación de todos los músculos de esa zona, “por cuya razón una de las primeras medidas que debe adoptar una mujer tras el parto es fortalecerlos y tonificarlos para evitar padecer incontinencia urinaria en el futuro”, informa Loles Vives, nuestra especialista en nutrición y ejercicio físico

La incontinencia urinaria suele manifestarse tras dar a luz (se nota que se nos escapa el pis, al saltar, estornudar, coger un peso); sin embargo la práctica de unos ejercicios sencillos permite corregirla y prevenir que aparezca en el futuro

¿Qué músculos debes contraer Tienes varias opciones:

Imagina que se te van a escapar gases: aprieta el músculo alrededor del ano (esfínter anal) con todas tus fuerzas subiéndolo hacia dentro

Relaja

Imagina que vas a tener una pérdida menstrual y debes evitar mancharte Aprieta la vagina para retener el flujo Relaja
Imagina que estás orinando Aprieta fuerte como si quisieras cortar el flujo de la orina (esfínter uretral) Relaja Cómo ejercitarlos Cierra, aprieta y sube con fuerza los tres músculos a la vez Estarás contrayendo los músculos del suelo pélvico Puedes hacer:
Contracciones lentas: aguanta la contracción de los músculos tan fuerte como puedas durante 5 - 10 segundos Haz lo mismo de 3 a 5 veces

Contracciones rápidas: contrae y sube los músculos rápido y con fuerza y relájalos inmediatamente entre 10 y 20 veces Repítelo de nuevo entre 3 y 5 veces

Alterna la realización de ambas contracciones A medida que se vayan fortaleciendo los músculos podrás aguantar más segundos y realizar más repeticiones Los ejercicios de fortalecimiento del suelo pélvico o periné son conocidos entre los especialistas como “kegels”

Estos ejercicios consisten en contraer y relajar los músculos de la zona, evitando en todo momento contraer los músculos del glúteo o nalgas, muslos, abdominales o vientre Puedes realizarlos en cualquier postura:

- De pie separando ligeramente las piernas, apoyada en una pared o reclinada con las manos apoyadas en una mesa
- Sentada
- A gatas
- Tumbada boca arriba con las piernas flexionadas
- Recostada de lado con las piernas flexionadas

Útil idea: hazlos mientras estás en la cola de la compra, en una sala de espera o viendo la tele Aprovecha todos los momentos que tengas para ejercitar tus músculos
Crea o Entra a tu cuenta para contestar.