TuMaternidad.com » Lactancia » Como la Leche Materna Reduce el Riesgo de Sepsis

Como la Leche Materna Reduce el Riesgo de Sepsis

Cuando se presenta sepsis neonatal es porque el bebé tiene infección en la sangre, y esto ocurre en al menos los primeros 90 días de su nacimiento. Si la sepsis es de aparición temprana se va a notar desde la primera semana, mientras si es de aparición tardía ocurre entre los 8 y 89 días. Mientras que la sepsis neonatal se presenta incluso dentro de las primeras 24 horas después del nacimiento. La infección la contrae antes o durante el parto.

Algunos de los factores que incrementa este riesgo es durante el embarazo con estreptococos del grupo B, romper aguas (ruptura de la bolsa de las aguas) que dura más de 24 horas antes del nacimiento, parto prematuro, infección de tejidos del líquido amniótico y la placenta. Mientras los que resultan infectados después del parto, los factores son los siguientes: permanecer en el hospital por un periodo de tiempo más del establecido, tener un catéter durante mucho tiempo en un vaso sanguíneo.

Ahora bien, en estudios recientes se ha comprobado que la alimentación con leche materna en los bebés de muy bajo peso (equivaldría por debajo del kilo y medio), que se encuentran en las unidades de cuidados intensivos neonatales, pueden reducir el riesgo hasta un 19% de que el pequeño desarrolle una infección bacteriana.

Y además, se ha comprobado que si al bebé se le alimenta exclusivamente con leche materna al menos en los primeros 15 días se reduce hasta en tres veces el riesgo de enterocolitis necrosante neonatal (ENN), que es una severa infección en el intestino, siendo la causa mayor de mortalidad en los niños lactantes en UCIN con un peso muy bajo.

En el IX Simposio Internacional de Lactancia Materna, que se reúne en Madrid, con casi medio millar de especialistas de 51 países, han dado a la luz algunas de las conclusiones en rueda de prensa, y una de estas conclusiones es el hecho de que los bebés prematuros con muy bajo peso al nacer cuando se alimenta con la leche materna se reduce morbilidad y es la clave principal para el futuro de los recién nacidos.

Igual estudio lo han realizado investigadores del Rush University Medical Center de Estado Unidos quienes han confirmado que por cada 10 mililitros por kilogramo de leche materna que el bebé recibe durante los primeros 28 días de vida, va a disminuir las probabilidades de sepsis en un 20%.

La sepsis de tardía aparición ocurre en alrededor del 22% de los niños con peso muy bajo al nacer en los Estados Unidos. Mientras que una infección grave también se traduce en costos mayores para los sobrevivientes educativos y sociales afectados neurológicamente.

Es así que proporcionar leche materna a un recién nacido de muy bajo peso tiene un doble beneficio: la salud del bebé y la parte económica. Alimentar con leche materna desde las primeras horas reduce el riesgo de que el bebé desarrolle una infección bacteriana (sepsis) en hasta un 19% y si es exclusivamente la alimentación con leche materna en los primeros 15 días se reduce hasta tres veces el riesgo de desarrollar Enterocolitis Necrosante Neonatal. Y también se reduce la factura del centro hospitalario en unos 23.000 euros por bebé ingresado.

En el IX Simposio Internacional de Lactancia Materna que anualmente promueve Medela, compañía suiza con casi 50 años de experiencia en torno a la lactancia, el profesor Jae Kim, doctor titular clínico de Pediatría en el San Diego Medical Center de la Universidad de California, analizará los desafíos a los que profesionales de la salud se enfrentan y va a llevar las conclusiones sobre los avances logrados para mejorar el suministro de la leche materna entre el bebé y la madre.

Igualmente el profesor Shoo Lee, director del Centro de Investigación en Salud Materno-Infantil de Toronto, Canadá ha explicado y constatado que desde hace cinco años existe una estrategia nacional para intentar reducir la septicemia, la ENN y otras complicaciones utilizando la leche materna.  Además, para los especialistas uno de los temas centrales es la salud de los bebés prematuros, es decir, aquellos que nacen antes de la semana 37 y la de los muy prematuros y de muy bajo peso con menos de 32 semanas y de 1500 gramos y que cada vez son mayores los nacimientos en los países desarrollados. Según explica la coordinadora Nadia García, del Banco de Leche Materna del Hospital 12 de Octubre de Madrid, esto se debe al estrés y la actual forma de vida. El porcentaje en los países desarrollados de bebés prematuros es de una media de un 10% y muy prematuros es de entre 1 y un 2%.

Otro de los estudios es el análisis de la parte económica ya que un bebé prematuro con esta clase de patología de la sepsis es un costo altísimo para las familias, instituciones hospitalarias, sistemas educativos y a la sociedad en general. De ahí la recomendación de los investigadores y especialistas del suministro de la leche materna desde el primer momento.

Déjanos saber tus comentarios y compártelo con tus amistades

comentarios

Acerca Grupo Editor

Grupo Editor
Somos un colectivo de padres y madres que compartimos temas de maternidad, concepción, embarazo, parto, lactancia y crianza de niños en general.

Te recomendamos

¿Los senos pequeños producen menos leche materna?

El tamaño de los senos no determina la capacidad de amamantar en ninguna mujer, además …

error: