El sexo durante el embarazo ¿sí o no?

Comparte con tus familiares y amigas

Seguramente tú y tu pareja se encuentran muy emocionados por la llegada del nuevo miembro de la familia, y por su puesto quieren en medio de esa alegría, conservar la estabilidad de la relación y mantener activa su vida sexual, es allí cuando surgen algunas dudas y miedos. Existen un sin número de mitos y creencias alrededor de este tema.

Descubre aquí las razones por las culés es o no es recomendable tener sexo en el embarazo y resuelve tus dudas.

Para empezar, tener relaciones sexuales durante la gestación se considera un acto completamente normal y aceptable, siempre y cuando el médico no haya indicado lo contrario, pues el bebé se encuentra protegido por la placenta y el líquido amniótico, por lo tanto no hay razón para pensar que el feto pueda resultar lastimado, además el cuello del útero esta sellado por un tapón mucoso, por lo que no debes preocuparte por las infecciones.

Es normal que al llegar al orgasmo sientas contracciones, pero estas no serán dañinas para el útero.

Algunas mujeres llegan a sentirse inseguras en cuanto al sexo durante esta etapa. Es cierto que en algunos hombres puede disminuir el apetito sexual, pero no te agobies, es posible que este ansioso y pensativo sobre la nueva responsabilidad que debe asumir, o que sienta miedo de hacer daño al bebé durante la penetración, en ese caso podrían ir juntos al médico para resolver las dudas y así estarán más tranquilos. Pero evidentemente, para la mayoría de los hombres se incrementa el apetito sexual hacia la pareja; el solo hecho de pensar en esas nuevas curvas y forma de tu cuerpo los atrae. Los beneficios que el sexo puede brindarle al feto será otra excusa perfecta para ellos, así que disfrútalo, al mismo tiempo que complaces a tu pareja. Seguramente él tratará de ser delicado y cuidadoso por el estado en el que te encuentras, y esto hará que la experiencia sea algo tierno y romántico.

Cada mujer es diferente, pero generalmente el mejor momento para disfrutar del sexo en el embarazo, suele ser el segundo trimestre, ya que en los primeros tres meses son típicas las molestias como vómitos, mareos, etc., y en el último trimestre la mujer suele estar más preocupada por el momento del parto que ya se acerca, puede haber cansancio, dolor de espalda, hinchazón u otros síntomas. Sin embargo algunas mujeres pueden presentar apetito sexual durante todo el embarazo, incluso hasta más del que tenían antes del embarazo.

Si bien el sexo no es considerado riesgoso en el embarazo, hay que tener cuidado de no hacerlo con mucha rudeza, es solo cuestión de hacerlo de modo normal.

En caso de que no te estés entendiendo bien con tu pareja en cuanto al sexo, el dialogo honesto por parte de ambos les ayudará a afrontarlo. Trata de explicarle a tu pareja cómo te sientes exactamente.

Ante situaciones como sangrado, riesgo de aborto, contracciones antes de  tiempo, problemas en la placenta, rotura prematura de la bolsa amniótica o cualquier duda lo mejor es consultar lo más pronto posible a tu médico.


Tenga en cuenta: Tu Maternidad y los materiales y la información que contiene no están destinados a, y no constituyen, asesoramiento o diagnóstico médico u otro tipo de salud y no deben utilizarse como tales. Siempre debe consultar con un médico calificado o profesional de la salud acerca de sus circunstancias específicas.